Del papel al mundo virtual: videojuegos inspirados en obras literarias

literarias
Desde novelas hasta cuentos de terror, varias obras literarias han logrado influir en los desarrolladores para crear juegos de video con un nivel de calidad sorprendente.

Cuando hablamos sobre adaptaciones basadas en libros, es muy común que lo primero en llegar a nuestras mentes sea el cine y la televisión, pues son medios que a lo largo de las décadas se han encargado de trasladar varias obras literarias a la pantalla en forma de series o películas.

The Lord of the Rings, Harry Potter, Hamlet, Robin Hood, Alice in Wonderland y James Bond son algunos de los títulos más reconocibles dentro de esta práctica.

Pero, también existe otra forma de entretenimiento que desde hace varios años ha emprendido la tarea de llevar novelas, cuentos y otras formas literarias a un mundo con el que, en apariencia, no tiene mucha relación: los juegos de video.

Esto es algo curioso pues, los videojuegos resultan ser un medio muy apto para la adaptación de obras literarias debido a que, tal como lo hiciera un lector al recorrer las páginas de un libro, los jugadores descubren poco a poco la trama, los personajes y demás elementos que le conforman.

Actualmente, existen varias obras que han sido adaptadas al mundo virtual o que han fungido como inspiración para los desarrolladores. A continuación, te compartimos un listado con algunos de los ejemplos más destacados para que, en caso de no conocerlos, sepas sobre su existencia y, con algo de suerte, nazca en ti la curiosidad por acercarse a ellos.

BioShock

Este título publicado originalmente en 2007, presenta una historia que se desarrolla en una realidad distópica en la que un hombre llamado Andrew Ryan, decidió fundar una ciudad submarina, Rapture. Sus habitantes no estarían limitados a las leyes impuestas por los gobiernos y la sociedad; una ciudad “en la que el artista no temería a la censura, donde el científico no estaría atado por la moralidad mezquina y ¡donde el grande no sería limitado por el pequeño!”

Esta narrativa surgió gracias al acercamiento de su creador, Ken Levine, con la novela Atlas Shrugged (1957) de la autora rusa Ayn Rand, quien es reconocida por ser la madre del objetivismo, movimiento filosófico que establece una independencia entre la razón y la realidad (a la cual se domina únicamente obedeciéndola) y que nuestra principal meta debe ser la felicidad propia.

The Witcher

Desarrollada por el estudio CD Projekt RED, esta trilogía de juegos se basa en las novelas homónimas escritas por el autor polaco Andrzej Sapkowski. La historia está centrada en las aventuras de Geralt de Rivia, un cazador de monstruos que pertenece al clan de los brujos (humanos que desarrollaron habilidades supernaturales al combatir a poderosas criaturas desde una edad temprana).

Hasta el momento, se han publicado tres juegos principales de esta serie, siendo el último de ellos The Witcher 3: Wild Hunt, que vio la luz en mayo de 2015, convirtiéndose no sólo en el más exitoso de la saga hasta el momento, también es considerado uno de los mejores videojuegos de toda la historia gracias a su gameplay, diseño de arte y a la forma en que adaptó la trama de los libros.

Assassin’s Creed

Esta popular franquicia desarrollada por Ubisoft, se inspiró en la novela Alamut (1938) del autor esloveno Vladimir Bartol. En esta obra, conocemos la historia de Hassan-i Sabbah, un habilidoso líder ismailí que controla la fortaleza de Alamut, desde la cual planea reunir un poderoso ejército para enfrentarse al imperio selyúcida y retomar el control de Irán.

La ambición de Hassan lo lleva a fundar un grupo conocido como la Secta de los Asesinos, cuyos miembros están dispuestos a cometer homicidios políticos para lograr sus fines. De tal hecho, surgió la idea de crear a los Asesinos dentro del juego, quienes durante siglos se han enfrentado a los Templarios para evitar que estos se apoderen del control del mundo.

Call of Cthulhu: The Official Videogame

La obra de H. P. Lovecraft ha servido como inspiración en muchos juegos; algunos de los ejemplos más destacados son Eternal Darkness y Bloodborne, cuyas narrativas, personajes y escenarios tienen gran influencia de las historias de terror escritas por el autor norteamericano. Llenas de seres abominables de otras dimensiones y una fuerte carga de sensaciones capaces de poner a prueba hasta a los más valientes.

No obstante, existe también un juego que pretende llevar una de las historias más representativas de Lovecraft al mundo virtual. Desarrollado por el estudio francés Cyanide, Call of Cthulhu: The Official Videogame permitirá a los jugadores vivir en una perspectiva de primera persona la historia de Edward Pierce, investigador privado que en su afán por resolver el misterioso asesinato de una familia, descubrirá a un temible ser ancestral.

Parasite Eve

A diferencia de los otros ejemplos, este videojuego no se basa directamente en un libro escrito, sino que funge como secuela de una novela de ciencia ficción y horror japonesa del mismo nombre publicada en 1995 por el farmacólogo japonés Hideaki Sena.

La trama del libro supone que una mitocondria (que en biología podría considerarse como la fuente de energía de las células), es en realidad un ser con consciencia propia llamado Eve, quien ha aguardado durante siglos a que exista una forma de vida lo suficientemente avanzada (en este caso los humanos) para salir, controlarlos a nivel celular y así lograr el nacimiento de lo que ésta considera la forma de vida perfecta.

El juego, por su parte, sigue esta serie de eventos y nos coloca en el papel de la oficial Aya Brea, quien busca detener a una criatura que desea provocar la extinción de la raza humana a través de la combustión espontánea.

***

¿Conocías estos ejemplos? Si no es así, te invitamos a leer los libros y jugar los videojuegos que inspiraron. Todos los listados son de gran calidad y estamos seguros terminarás disfrutándolos al máximo.

Amo la música, los videojuegos, comer, dormir y a Batman.

Comentarios